Síguenos en Twitter Facebook Youtube
Noticias

Viernes 25 de Septiembre de 2015

Isabel Valdés: “Ser miembro de redes es muy fácil y un deber”

Desde Estados Unidos, Isabel Valdés mantiene un fuerte contacto con su país de origen, Chile. Experta en marketing y comunicaciones, es pionera en la creación de mensajes con una mirada multicultural. Con cinco décadas de experiencia en el rubro, hoy pone la vista en el trabajo en y para las redes, destacando iniciativas como ChileGlobal y el Consejo Chile-California, entidad de la que forma parte.

Ser miembro de redes es muy fácil y un deber

Isabel Valdés dejó Chile en la década de los ’70 y, si bien, nunca más regresó a vivir a su tierra natal, mantiene frecuente contacto a través de su familia y amigos, además de situaciones más específicas como su cargo de vicepresidenta del Consejo Chile-California. “Ser latinoamericana me abrió las puertas a la comunidad latina en Estados Unidos”, recuerda la empresaria chilena, un importante sector de la población, comenta, que ya alcanza a los 55 millones en el país del norte.

Su carrera ha estado marcada por los estudios de marketing y audiencias, convirtiéndose en un referente mundial del rubro. En 1980 se graduó en Comunicaciones en la Universidad de Stanford, pero ya antes la había comenzado mientras vivía en Chile y Argentina. Su tesis de grado en Comunicaciones, en la Pontificia Universidad Católica de nuestro país, se basó en diseñar, producir y dirigir la primera Campaña Nacional de Leche de Chile, en 1969. Y en Argentina impulsó una importante campaña de educación sanitaria, la que ganó el Premio internacional de Salud Pública con la Organización Panamericana de la Salud en Buenos Aires en 1975.

Porque si algo ha marcado la carrera de Isabel Valdés es la capacidad de ir adelante en las tendencias. De hecho, fue pionera en estrategias de Marketing MultiCultural Integrado, enfocándose en segmentos de la población no originaria de un país, como por ejemplo los latinoamericanos que habitan Estados Unidos. Por más de 15 años fue la Directora de una prestigiosa consultora y centro de estudios de marketing, empresa que ella misma fundó: Hispanic Market Connections, Inc. (HMC) y desde 2003 fue miembro del Consejo Asesor Étnico de PepsiCO/Frito-Lay’s, encabezando el comité de sustentabilidad. Hoy en día preside la consultora IVC, LLC, es miembro del directorio de La Sinfónica de San Francisco encabezado el Comité de Marketing, además de ser Chair del Center for Multicultural Sciences. Todo siempre dentro de lo que actualmente constituye su área de interés: las métricas de retail.

Un punto clave en su planteamiento, comenta, fue su proyecto de tesis en Chile. Ahí tuvo la oportunidad de darse cuenta del enorme valor y poder de las comunicaciones basadas en la cultura específica del consumidor al que se dirige el mensaje. “Años después en Estados Unidos, cuando ya había fundado una compañía nacional de investigación de mercado y consultoría en marketing, pude crear una escuela de pensamiento que llamé ‘In-Culture marketing’, (marketing en sintonía cultural), basado en ese aprendizaje logrado en Chile en 1969”, recuerda. Hoy, el planteamiento de In-Culture marketing es altamente utilizado, no solo en Estados Unidos sino a nivel global.

La importancia de las redes

Actualmente vive en San Francisco, California, desde donde también realiza clases, presentaciones en numerosas conferencias y universidades. Desde ahí, ha podido observar los movimientos de nuestro país y del mundo en términos de marketing y comunicaciones. Desde ahí también, rescata la importancia del trabajo en y con redes, porque a su juicio, no es secreto que los profesionales exitosos siempre han sido, intuitivamente, buenos para conectarse socialmente, tanto en su campo profesional como con gente en diferentes aéreas.

Hoy las nuevas tecnologías y plataformas de conectividad facilitan estos contactos. “Ser miembro de redes, saber ‘quién es quién’ y estar al día con lo que sucede en su área de trabajo o interés, es muy fácil y un deber”, asegura Isabel.

Esto es muy importante en el área de marketing, donde especialmente en la cultura latina, la recomendación personal de alguien de confianza, es clave. Por otro lado, las redes sociales, explica, han facilitado que muchos que en el pasado estaban marginados tengan la oportunidad de aparecer en el centro de los acontecimientos.

Bajo esta perspectiva, Isabel Valdés destaca el trabajo realizado por la red ChileGlobal, de Imagen de Chile. “Primero hay que reconocer que esta fue la primera red en el país que tenía ya la visión del valor que puede tener un medio que pone en contacto, que abre puertas a chilenos en el extranjero. Muchos profesionales y estudiantes chilenos han tomado ventaja de esta oportunidad”, recalca y advierte que las redes, como todo sistema social, cambian constantemente. “Su efectividad y valor va a depender de quienes son sus miembros y de la medida que la red sea ágil, original, promovida, y que atraiga con contactos e información de valor para sus usuarios”.

En esta línea también destaca el trabajo realizado por el Consejo Chile-California, entidad de la que forma parte y que fue creada en 2013 para promover la interacción y colaboración entre ambos lugares. “A mi modo de ver, es una organización que está a la vanguardia de lo que podría ser una rama de la diplomacia (‘public diplomacy’) en el futuro. Hay enorme potencial de colaboración entre dos gobiernos, entre las universidades en ambos países, con la industria privada y NGOs, entre otros”, afirma Valdés.

Frente a tantas actividades, el tiempo de Isabel Valdés es un recurso preciado, y lo está ocupando, entre otras cosas, para seguir generando proyectos en distintos lugares. En Chile, por ejemplo, ha formado parte de una de las iniciativas enfocadas a explorar algunos pasos para generar mayor interés por el mar. Una idea que ha contado con el respaldo del Consejo Chile-California y de varias universidades e instituciones nacionales, además de algunos expertos, logrando también realizar una conferencia nacional enfocada en la educación marina y el reconocimiento del valor estratégico del mar, su cuidado y protección. “Ojalá algún día no muy lejano, Chile logre desarrollar uno o dos acuarios de categoría mundial, donde sus habitantes puedan conocer qué hay debajo de ‘ese mar que tranquilo te baña’ y entender por qué es fundamental para el país su constante protección”, dice la empresaria.

A las generaciones que empiezan a abrirse paso en sus carreras profesionales, les recomienda la frase del poeta Antonio Machado: “Caminante, no hay camino, se hace camino al andar…” Isabel Valdés concluye: “No hemos visto aun lo que mucho que la sociedad va a cambiar. Por lo tanto las oportunidades hoy son más grandes que nunca antes. Los ‘caminantes’ de hoy pueden crear el futuro electrónico y mejorar el mundo de y para todos”.